Un indepe por campos de Tractoria

No sé si se habrá encasquetado una barretina hasta las cejas, o se habrá cubierto ese cráneo privilegiado que Dios le dio con una gorrita de béisbol de amplia visera. Lo que está claro es que Jordi Turull ha asumido el papel de Forrest Gump –me llamo Forrrrest Gaaaamp– y se ha puesto a caminar para reivindicar la libertad de Cataluña. Es una lástima, de todos modos, que la gira no incluya a todos los majaderos del Procés unidos en un reality show que haría época…

Irene y el «Ministerio del Amor»

Hace unos días fue aprobada en el Consejo de Ministros la ley trans y de igualdad LGTBI, denominada coloquialmente «Ley Trans», promovida por el Ministerio de “Igual-nos-da-todo-si-hay-chiringuito” de Irene Montero; una ley cuyo trámite permanecía atascado desde febrero debido a las numerosas trabas interpuestas por la vicepresidenta Carmen Calvo y el feminismo de cabeza mínimamente amueblada de izquierdas.

Indultos y «Mesa de claudicación»

Ya tenemos foto, o mejor dicho, media foto –que ahora la cosa va de «salir en la foto» pero fuera de cuadro, no sea que la liemos– de la concentración del día 13 de junio en Madrid. La media foto de Colón. Buen título. Foto borrosa, con bastante flou, a lo David Hamilton. La foto de los muchos que rondaban por allí pero que no llegaron a encontrarse a pesar de dar muchas vueltas.

Indultos… Cui prodest?

Se diría que no teniendo suficientes problemas con la pandemia; con resolver la duda existencial de si enchufarse una segunda dosis de AstraZeneca u optar por la «Michelle Pfizer»; con sobrevivir a la galopante crisis económica que nos vacía de recursos; o con lograr llenar la despensa cada tantos días, necesitábamos meternos en un nuevo pantano y hundirnos hasta el cuello en una de esas controversias bizantinas que tanto nos gustan a los españoles. Me refiero, obviamente, a la zapatiesta de los indultos. 

Cataluña, o la casa de “Tócame, Roque”

Los que ya tengan una edad estarán familiarizados con una frase coloquial que por diversos motivos –el dicho fue inmortalizado por el dramaturgo Don Ramón de la Cruz en un sainete titulado “La Casa de Tócame Roque”– pasó a formar parte del rico refranero español.

Monta la jaima, Jaume, que viene el jeque…

Crónica de la siempre triste y atribulada realidad catalana, escrita muy pocas horas antes de las elecciones madrileñas del pasado martes, día 4 de mayo… Aunque lo cierto es que, refiriéndose a Cataluña, no importa en absoluto en qué momento lea usted esto. Es solo un capítulo más de una historia interminable.

De vacunas y chamanes

El pasado domingo me vacuné. Lo hice cuando prácticamente había tirado la toalla y me inclinaba, tras intenso soliloquio shakesperiano, por no pasar por semejante trance. Como otros de mi franja de edad había recibido, diez o doce días atrás, un correo en el que se me invitaba a pedir lugar, día y hora para recibir la primera dosis de la vacuna…

El Canal de Suez catalán

Finalmente y tras no pocos esfuerzos han conseguido reflotar y mover, en el Canal de Suez, al Ever Given, ese mastodóntico super carguero panameño que encalló y quedó atravesado en la vital arteria comercial durante días, bloqueando, en sus embocaduras, a más de 350 grandes buques mercantes. Algunos hechos, por su naturaleza extraordinaria y la atención que suscitan, son imagen o metáfora perfecta que permite ilustrar casi cualquier cosa, incluyendo, naturalmente, las miserias de la vida política que nos afligen a todos. 

La defensa de Madrid

Cuando días atrás Ciudadanos presentó su moción de censura en Murcia, compinchado con el PSOE, pasé, en muy pocas horas, por todo el vaivén anímico y mental transitable. Ojiplático, con la boca entreabierta y expresión alelada, musité un desesperanzado «¡no puede ser! ¿por las vacunas, dicen? ¿por la corrupción, yendo de la mano de los mayores corruptos de la historia de España?».

Cuatro años más en el infierno

Más allá de un somero resumen no me entretendré en desgranar los datos numéricos que nos dejaron las recientes elecciones catalanas el pasado 14 de febrero. La fotografía es muy clara, de terrible nitidez, y confirma lo que ya temíamos… todos los españoles, sobre todo los que vivimos en esa triste tierra llamada Cataluña, pasaremos cuatro años más en el infierno.

Sacar a Podemos del Gobierno

Tontos del higo, de capirote, de baba y de bote, los tenemos en todas partes, en todos los partidos, pero en Unidas Podemos no cabe ni uno más. Y es asunto inaplazable sacarlos del Gobierno de España.

Tripartito: todo el pescado, vendido

A no ser que en los próximos días el TSJC desande su decisión todo parece indicar que el 14 de febrero volveremos –coincidiendo con los peores vaticinios que apuntan a que al ritmo actual el virus causará estragos en esas fechas– a las urnas. La campaña electoral, virtual y desangelada, ya ha arrancado.

Covid: crónica de un desastre anunciado

Aunque fue Aristóteles (384-322 a.C.) quien soltó eso de que “El hombre es un ser social por naturaleza” no debemos confundirnos, porque el filósofo de Estagira no anunciaba nada que no se supiera desde tiempo inmemorial; tan solo se limitaba a verbalizar, como hacen todos los filósofos, la receta nunca consignada de la sopa de cebolla.

Objetivo: hundir a ERC

Creo que no me equivoqué cuando días atrás les adelantaba que en la carrera de ratas que vamos a presenciar, bien provistos de palomitas, hasta el 14 de febrero –día en que los catalanes acudiremos pandémicos, hartos y bastante cabreados, a las urnas– no iban a faltar momentos hilarantes y gloriosos.

¡Tengamos la fiesta en paz!

Unos días atrás, como suelo hacer habitualmente por las mañanas, café en ristre, repasé detenidamente casi una docena de medios digitales, nacionales e internacionales, y me llamó poderosamente la atención una noticia menor, sumamente lógica, de tono positivo, un tanto surrealista, publicada por uno de los medios de mayor audiencia en la red.

¡Mambooo… y a por otro referéndum!

Muy calladitos estaban los tronados de la CUP, esos hijos espurios del nacional totalitarismo catalán; esos heroicos maulets engendrados en noche toledana por burgueses de ultraderecha urbana y por ultramontanos carlistas de villorrio tractoriano.

¡El siguiente! Y que Dios nos coja confesados

Y si las cuentas no dan para un tripartito, cap problema, porque entonces los 5 partidos nacionalistas aparcarán sus odios y desavenencias y pelillos a la mar. Y nuevamente enseñorearán el corral autonómico, pero con más dinero y munición…

¡Absuelto! «Bueno, pues molt bé, pues adiós!»

La absolución, por parte de la Audiencia Nacional, de Josep Lluis Trapero, mayor de los Mossos d’Esquadra, ha sido recibida, tanto desde la trinchera del constitucionalismo más estoico como desde la barricada más exaltada del laziplanismo, con una indiferencia tan asombrosa como digna de mención.

Las ruedas de la felicidad común

Los seguidores del maestro Lao-Tsé, los taoístas, ya filosofaban siglos antes de Cristo sobre la naturaleza de la felicidad, estableciendo una analogía o paralelismo que equiparaba ese anhelado estado de absoluto bienestar –y el ejemplo sirve para la felicidad individual o la colectiva– con un carro provisto de múltiples ejes y ruedas.

El Álamo húmedo de Quim Torra

Lo siento, deberán disculparme, amigos, pero si he de ser sincero no me esperaba un final tan anodino como el que hemos visto. Que el Tribunal Supremo haya ratificado la sentencia del TSJ de Cataluña inhabilitando a Quim Torra i Pla en su cargo de 131 «Pichidén de la Particularitat» era de esperar, porque no…

PGE, chantaje a la democracia

Como una Scarlett O’Hara veleidosa revolotea Pedro Sánchez, de flor en flor, asignando turnos en su carné de baile a los pretendientes que llaman a su puerta. Todos dicen unirse al cortejo en aras de la estabilidad del país, estando como estamos en un momento sumamente delicado, pero lo cierto es que unos buscan asegurarse…

El Top 10 de la zafiedad estival

Atrás queda ya, por fortuna, el peor ferragosto de nuestras míseras e insignificantes vidas. Pocas canículas, o ninguna, más indeseables y dignas de ser echadas al olvido. Treinta y un días vividos al borde de la lipotimia, asfixiados de calor, a casi cuarenta grados a la sombra y con mascarilla, manteniendo a raya a los…

Cataluña o la idiocia non plus ultra

Poco ha durado la alegría entre las «cabizbundas y meditabajas» hordas independentistas, al constatar que los cantamañanas a los que veneran, sandalia en mano, vuelven a ingresar en prisión tras varios días de contoneo, mofa y befa por las calles de Cataluña y por los pasillos de TVen3 y otros medios del régimen. Ante el…

¡Podemos ha muerto, viva el rey de Galapagar!

Los resultados de los comicios autonómicos celebrados el pasado mes en Galicia y en el País Vasco arrojan datos e información susceptible de hacer las delicias de cualquier analista con vocación de augur… …aunque no es necesario tener bola de cristal ni ser muy listo para intuir de qué modo ese mermado voto pandémico –apenas…

Madrid no vale una misa

En el siempre maquiavélico y desconcertante panorama político español algunos movimientos tácticos se antojan, de entrada, incomprensibles, y suscitan, ante la imposibilidad de otear el horizonte que persiguen alcanzar, reacciones airadas, descalificaciones, burlas y escarnio por parte de propios y extraños. Y si no que se lo pregunten a Inés Arrimadas y a los de…

Bienaventurados los incultos

Nos ha tocado en suerte tener que vivir tiempos difíciles, complejos y sumamente frágiles, que convertirán las tribulaciones y vicisitudes del pasado en meras anécdotas. Pero al escribir esto no pienso en la pandemia que se ha llevado por delante decenas de miles de vidas; tampoco me refiero a los nubarrones económicos que ensombrecen el…

Vacaciones de ensueño en Cataluña

El verano está a la vuelta de la esquina, las temperaturas ya son estivales y muchos aprovechan la progresiva libertad de movimientos que brindan las fases de desescalada y se acercan a remojar sus pies en la orilla del mar, o a tomarse una cañita en alguno de los chiringuitos que tímidamente se deciden a…

Mal día para dejar de…

Voy a dejar de drogarme. No sé cómo hacerlo, lo confieso, pero soy consciente de que debería hacerlo por mi propio bien. Me lo juro cada día, antes de recaer, café en mano, en la maldita tentación a la que todos los periodistas sucumbimos sin excepción, conectando la radio, encendiendo la televisión o sumergiéndonos en…

Una pandemia de políticos infames

Últimamente vengo detectando con inusitada frecuencia, al conversar con amigos, o en los mensajes sarcásticos que muchos lanzan, blanco y en botella, desde sus islas de naufragio pandémico, o al husmear en el cabreo visceral que sobrevuela las redes sociales, un hartazgo vital, un absoluto repudio y desencanto hacia la clase política, en su conjunto,…

Quim Torra contra el Coronavirus

A ningún ciudadano catalán se le escapa el hecho de que nuestro MHP Quim Torra trabaja, día tras día –entre glopet i glopet (traguito, chupito) de ratafía–, a brazo partido y como un jabato, a fin de paliar la peor tragedia sanitaria, social y económica de nuestra historia. Cuando nuestro bermejo y orondo vendedor de…

El próximo «Plan Marshall»

Dicen que ya casi está, que ya llegamos al pico, que ya se divisa la cumbre, que luego todo será bajada, y que a este virus virulento lo derrotaremos sí o sí. No lo sé, lo ignoro por completo, porque soy lego en asuntos epidemiológicos y mis conocimientos médicos son un pobre compendio de lo poco…

La vida en suspenso

Imagino que todos ustedes leyeron, probablemente llevándose las manos a la cabeza, la noticia de que Boris Johnson abogaba sin titubeos –aunque ya no piensa igual ahora, cuando la pandemia de Covid-19 golpea con fuerza en el Reino Unido y él acaba, para colmo, contagiado– por el darwinismo social como decisión salomónica ante el dilema…

El Decamerón de La Moncloa

El pasado miércoles, día 26 de febrero, se reunieron en la villa renacentista de La Moncloa quince políticos a la carrera; es decir, quince políticos –algunos de ellos verdaderos papanatas, porque aquí somos muy dados a aceptar pulpo como político de compañía– huyendo del Coronavirus co-chino, y, sobre todo, huyendo de otros virus que les…

Permítanme ser franco…

Permítanme ser franco. Les hablaré con total franqueza. Estoy harto. Más que harto, hartísimo, y hasta tal punto en que estoy pensando en fabricarme un armazón cómodo y ligero que me permita mantener el brazo derecho alzado, en posición marcial de saludo romano fascista, para poder llevarlo así de la mañana a la noche, de…

La Guerra Civil Tractoriana

En muchas ocasiones, a lo largo de estos interminables y agotadores ocho años de Procés, los que escribimos habitualmente sobre política hemos dado por muerta y finiquitada, sin que lo estuviera, esa monumental estafa en la que un puñado de políticos carentes de ética, auténticos psicópatas de manual, embarcó y embaucó a buena parte de…