Entrevista Cristina Seguí

Captura de pantalla 2019-03-23 a las 22.42.34Entrevista

Cristina Seguí-Interior

Las musas –hijas de Zeus en la mitología clásica– eran divinidades inspiradoras de las Artes. Pero esta extraña musa ha sido siempre “artista”: ha trabajado mucho y en muchas cosas, y convertido en profesión su vocación de opinar sobre la vida política, tanto en su querida Valencia como en toda España.

Escribe en OK diario, el pequeño diario que fundó Eduardo Inda y que hoy es uno de los grandes medios digitales. Y está en todas partes: comenta y analiza las noticias con igual valentía y claridad desde el plató de televisión y desde la calle, donde ha sufrido la violencia y acoso del nacionalismo totalitario. OndaCero, Intereconomia, Antena 3, Telemadrid, La Cuatro….

Cristina no pasa desapercibida en ningún lugar. Su estilo directo y su naturalidad irrita a los apóstoles de la corrección política, y saca literalmente de quicio a livianas mentes como las de Celia Villalobos o Elisa Beni cuando se empeña, ante gritos y protestas, en llamar a las cosas por su nombre.

Como decía una canción de Sabina, ha decidido “al que mata llamarle de una vez asesino”. Por lo pronto, le ha costado que Risto Mejide haya intentado en vano obtener una rectificación de su supuesto ataque a Beatriz Talegón, sumisa servidora del nacionalismo golpista. Su respuesta fue terminante:

“Yo no defiendo ideas para ir a la TV. Voy a la TV para defender ideas que, además, son inamovibles. Una es llamar gentuza a proetarras”.

Más claro, sus ojos.

—No te molesta que te llamen “musa”, pero nunca te has limitado a estar: has trabajado, opinado, escrito y tomado tus decisiones. ¿Por qué entonces lo de “musa”?

—Desde el punto estrictamente etimológico, la musa es el origen de la inspiración de las gentes, del artista o del escritor. Desde luego no merezco el calificativo, pero a menudo ocurre que, por culpa de la asfixiante paranoia que provoca la corrección política, y en concreto por culpa del feminismo decrepito-marxista, tendemos a vincular lo de “musa” al plano carnal o meramente figurativo. Yo siempre he trabajado, y trabajo, únicamente para ganarme el respeto de aquellas personas a las que respeto. Y esas son las personas que me halagan dedicándome esa atención. Y a quien lo haga desde un plano meramente estético, también se lo agradezco, soy una mujer y también me gusta gustar.

El 16 de enero de 2014 te sentaste en una mesa junto a Santiago Abascal, José Antonio Ortega Lara y otros para presentar Vox. ¿Cómo llegaste hasta ahí? ¿Qué balance haces de tu experiencia en ese partido político?

Captura de pantalla 2019-03-25 a las 10.08.46—Llegué a VOX invitada por Santiago Abascal después de conocerle personalmente en una concentración protesta contra la derogación de la doctrina Parot en la plaza de Colón, y me embarqué sin pensarlo cuando conocí a José Antonio Ortega Lara. El balance es extraordinariamente positivo. Empecé a proyectarme desde VOX, aunque logré desarrollarme cuando lo dejé. Estoy orgullosa de haber cofundado el partido y también de haberlo dejado cuando sentí que debía hacerlo. Hubo un momento en el que no me sentí preparada para comprometer mi libertad, y me fui cuando sentí que las decisiones que había que tomar eran las de otro. Les apoyo y apoyaré en todo lo concerniente a la defensa de la unidad nacional, la lucha contra los lobbies nacionalistas y de ideología de género, su apoyo a las FCSE, y a la libertad económica. Pero no si, como ha hecho la izquierda hasta ahora, intentan legislar sobre los “asuntos de la bragueta”. Ahora, VOX, debe evitar a esa élite estamental ultraconservadora, Opus, que se haya hecho cargo económica y logísticamente del partido en las provincias en su época de menor bonanza, con la intención de usar al partido para recuperar y perpetuar su capacidad de influencia. Influencia perdida cuando salieron expulsados o sin horizonte del PP. Sólo así lograrán ser una opción liberal y moderna. Opción que ahora mismo no existe.

13911009851619

—¿Qué quería ser Cristina cuando tenía quince años?

—No recuerdo qué quería ser entonces. A esa edad sólo pensaba en caballos. Lo único que sé, aunque pueda sonar pretencioso, es que nunca sería nada distinto a lo que soy ahora. He alcanzado mi ideal profesional. He logrado unas cotas de libertad, movilidad, independencia y reconocimiento de mi familia y amigos con las que nunca había soñado. Sólo quiero que ellos estén orgullosos.

¿Qué quiere ser Cristina Seguí de mayor?

—¡Ja, ja, ja! Ya soy mayor. Firmo para quedarme como estoy.

«He aprendido que quiero estar de parte de los buenos y contra los malos, y que poder despreciar a estos últimos públicamente es un lujo muy superior al del caché de los programas de televisión.»

Para aprender inglés te fuiste a Inglaterra. Para viajar trabajaste en una línea aérea. Para aprender periodismo, te pusiste a ser periodista. ¿Qué cosas has aprendido a base de bajar a la arena y luchar?

He aprendido que “periodismo” no es entrar en los cenáculos de políticos que te imparten su argumentario para que luego puedas entrar en un debate a decir eso de “según mis fuentes”. He aprendido que quiero estar de parte de los buenos y contra los malos, y que poder despreciar a estos últimos públicamente es un lujo muy superior al del caché de los programas de televisión.

cristina-segui-030214-5

Nadie te ha regalado nada, pero ¿a quién le debes más en la vida?

—A mi padre y a mi madre por enseñarme la importancia de la libertad y la independencia; a mi hijo, por haberme permitido conocer el amor supremo. Y a mi pareja por despertar mi admiración cuando ya era una escéptica sobre casi todo.

Captura de pantalla 2019-03-18 a las 16.54.16

¿Cuál es el origen de tu vocación política? ¿Cuál ha sido tu evolución?

—Recuerdo cuando mi padre me llevaba al colegio escuchando la radio y despotricaba contra Felipe González, en la etapa de casos como el de los fondos reservados, Filesa, el caso Guerra, el de Roldán, y los GAL. A partir de ahí, soy una valenciana que ha conocido el desarrollo del clientelismo del nacionalismo catalán en mi comunidad, y los estragos que ha provocado y provoca en el entorno educativo y cultural, por no hablar del total desmantelamiento del orgullo valenciano, que se ha encargado de ejecutar el PSPV y, con su inoperancia en muchos momentos, el Partido Popular. Ahora sigue sucediendo, pero con Ciudadanos y Compromís, la ERC barata en Valencia, como nuevos agentes políticos.

«Soy una valenciana que ha conocido el desarrollo del clientelismo del nacionalismo catalán en mi comunidad, y los estragos que ha provocado y provoca en el entorno educativo y cultural…»

—¿Son compatibles el periodismo y el activismo político?

—Esa combinación siempre ha sido patrimonio de la izquierda. Es deseable contar cosas y demostrar hasta qué punto llega tu compromiso. No sé si es compatible, pero lo cierto es que, para bien o para mal, no sé hacerlo de otra manera.

cristina-segui2.jpg

—Eres desde hace años una persona popular e influyente en redes sociales. Pero solo recientemente han contado contigo las grandes cadenas. ¿Cuál es tu experiencia en televisión? ¿Qué diferencia has notado al pasar de medios minoritarios a los grandes canales de televisión? ¿Qué medio te gusta más: prensa, radio, televisión?

—Es una suerte poder llegar a mucha gente. Aunque la sensación que siempre he tenido es que cada vez que voy a un plató puede ser la última. Comprendo que mi forma de expresar mi visión sobre los políticos y asuntos sensibles puede no gustar a mucha gente. Antes estaba proscrita y ahora podría volver a ocurrir con la misma rapidez por el antojo de cualquier persona. Aprovecharé mientras tanto. Disfruto especialmente en la radio y con los artículos de opinión.

«La sensación que siempre he tenido es que cada vez que voy a un plató puede ser la última. Comprendo que mi forma de expresar mi visión sobre los políticos y asuntos sensibles puede no gustar a mucha gente.»

—Dicen las malas lenguas que Elisa Beni siente al verte algo parecido a la “Reina mala” cuando vio a Blancanieves. ¿Por qué crees que se descompone tanto cuando le contradices?

Creo que Elisa Beni, como otras mujeres de su perfil, son mujeres con terribles problemas de inseguridad. Creo que son mujeres con altísimas cotas de agresividad contenida que copian el patrón del maltratador que ellas denuncian. No eres nada sin ellas ni fuera de su ámbito de influencia.

—Es evidente que irritas a muchos periodistas. Dices lo que piensas, no te importa la “corrección política” y llamas a las personas por su nombre aunque las tengas enfrente. No te has querido plegar ante los ataques. El penúltimo episodio ha sido el de Beatriz Talegón, hasta hace poco tu compañera en OK Diario. Beatriz ha elogiado a terroristas como Otegui, ha atacado a la democracia española, ha compartido estrategia con el asesino de Bultó y ha actuado al servicio de los golpistas, y en particular del prófugo Puigdemont. Pero cuando tú le has llamado “la Lewinski de Puigdemont”, ambos han anunciado una querella. ¿Por qué?

—Hace mucho que desde la izquierda se usa cobardemente el término de “libertad de expresión” para ser impunes. Son groupies de terroristas. En el caso de ellas, llegan hasta la hibritofilia: inclinación carnal por el criminal. Les pone un Otegi, un Boye o un Valtonyc, porque tienen una necesidad imperante de ser dominadas por estos tipos que han llegado al delito, al secuestro o al asesinato. El amparo de que toda ofensa o amenaza es cultura, mientras se entrecomille, les permite seguir “amándoles” y deseándoles, sin sentir que son basura. Una querella es sólo la amenaza por haberte puesto en medio del camino.

«Desde la izquierda se usa cobardemente el término de “libertad de expresión” para ser impunes. Son groupies de terroristas. En el caso de ellas, llegan hasta la hibritofilia: inclinación carnal por el criminal.»

—Te reprochan discrepar del “feminismo oficial”. ¿Eres feminista? ¿Has sufrido o sentido el machismo en tu vida profesional?

—No es que discrepe. Es que el feminismo es un arma totalitaria de chantaje y coacción a la mitad de la población, y mi primer compromiso vital es proteger a mi hijo varón de esas maltratadoras y mercantilistas de la desgracia ajena. La vida no es una burbuja de algodón de azúcar: he conocido algún machista, a alguna envidiosa que me ha odiado por llevar una falda corta. He conocido que las amenazas existen y que España es el mejor país del mundo para crecer y desarrollarme gracias, además, a un extraordinario sistema judicial. Soy igual al hombre ante la ley. No en el Código Penal desde que la ideología de género lo permea todo. Compito con los hombres y con otras mujeres con las armas que tengo. Y gano cuando soy mejor. Odiaría hacerlo por dar lástima.

¿Cómo te defines políticamente?

—Liberal. Patriota.

vox

«El feminismo es un arma totalitaria de chantaje y coacción a la mitad de la población, y mi primer compromiso vital es proteger a mi hijo varón de esas maltratadoras y mercantilistas de la desgracia ajena.»

Siempre has defendido con especial dedicación a las víctimas del terrorismo y a los miembros de nuestras Fuerzas Armadas. ¿Hay alguna razón especial para ello? ¿Crees que en España se aprecia y entiende lo suficiente a unas y otros?

—Ningún país y/o Gobierno decente dejaría de lado a las víctimas del terrorismo. Su resistencia frente a los asesinos y los Herri Batasuna ascendidos a burócratas. Su lucha contra el argumentario y la teoría del empate entre víctimas y victimarios propagada por asesinos y el PSOE, ha sido, y es, esencial para no heredar una sociedad enferma.

Captura de pantalla 2019-03-23 a las 18.31.00Las FCSE son uno de los mayores motivos de orgullo nacional. En primer lugar se dejaron la vida por todos nosotros en el País Vasco durante los 50 años de violencia y exterminio etarra en los que fueron asesinados 230 guardia civiles y 183 policías. Eso sin contar a todos los efectivos de la Guardia Civil y la Policía Nacional víctimas del «Síndrome del Norte» causado por la persecución etarra, la marginación social llevada a cabo por los elementos nacionalistas vascos, y el abandono del Ministerio del Interior que, sistemáticamente, ha negado la existencia de esta enfermedad pandémica laboral pese a la denuncia de psicólogos y policías.

Se convirtieron en fuente primordial del orgullo nacional de los españoles abandonados por sus gobiernos ante el golpe del 1-O. Y a día de hoy, siguen siendo víctimas de los separatistas junto a sus familias.

Protegen nuestras fronteras con una falta inaceptable de medios y seguridad jurídica mientras nuestros gobiernos mercantilizan con sus políticas irresponsables de fronteras abiertas y Sanidad para todos.

Y contienen los movimientos de los combatientes del Estado Islámico en África, con su presencia en Mali, Irak, Afganistán y su magnífica labor de formación de las milicias locales. Son simplemente magníficos y reúnen todas las cualidades de honor, esfuerzo y entrega de la que carecen demasiados de nuestros políticos.

«(Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado) se convirtieron en fuente primordial del orgullo nacional de los españoles abandonados por sus gobiernos ante el golpe del 1-O. Y a día de hoy, siguen siendo víctimas de los separatistas junto a sus familias.»

c3a2186-editar-1068x712.jpg

—¿Estás orgullosa de algún premio, distinción o agradecimiento en tu vida pública?

Estoy muy orgullosa de la distinción que me otorgó GEES como “Reconocimiento al Mérito y el Sacrificio”, porque la obtuve junto a gente a la que admiro muchísimo, como el Comandante del Ejército de Tierra —EUTM Mali— Miguel Ángel Franco, el militar español que rescató a 12 personas de un ataque terrorista en Mali, una heroicidad por la que ha sido reconocido con la máxima condecoración de la UE. En ese mismo acto se produjo el reconocimiento póstumo a Ignacio Echevarría Miralles, el héroe español que dio su vida salvando a una mujer de tres terroristas en el atentado yihadista de 2017 en Londres. Fue muy emocionante y guardo aquel día con enorme cariño.

—¿Qué piensas de la profesión periodística en España? ¿Crees que los periodistas son mejores que los políticos?

Siento un enorme respeto por muchos de sus profesionales, pero, evidentemente, un total desprecio por otros, cuya función es la de legitimar social y moralmente a terroristas y delincuentes como Boye, Puigdemont, Valtonyc… etcétera. Me refiero, por supuesto, a “periodistas” como Elisa Beni, Ana Pardo de Vera, Ignacio Escolar… “panfleteros” de Roures que llaman “chavales” a los batasunos de Alsasua y “democráta” o “político” a Otegi y demás basura humana. Después están algunos equidistantes cuya cobardía espero que no se me contagie nunca.

«Siento un enorme respeto por muchos de sus profesionales (periodismo), pero, evidentemente, un total desprecio por otros, cuya función es la de legitimar social y moralmente a terroristas y delincuentes… que llaman “chavales” a los batasunos de Alsasua y “democráta” o “político” a Otegi y demás basura humana.»

¿Cómo ves la situación en Valencia, tu tierra natal? ¿Es posible una mejora de la situación política? ¿Crees que se puede revertir la ingeniería social que quiere crear en Valencia una suerte de nacionalismo catalán?

—Se puede y se debe, pero, francamente, no veo a ninguna opción política con los arrestos suficientes. EL PSPV vive de la red clientelar tejida desde la Generalidad de Cataluña, y comparte sus premisas ideológicas nacionalistas. Compromís es el partido esfínter de Torra. Ciudadanos ha desfilado en manifestaciones nacionalistas en Valencia junto a los líderes de la ANC en la Comunidad Acció Cultural del País Valenciano. En concreto el 18N de 2017. El PP ha gobernado durante décadas con los ojos cerrados. Y VOX, en la Comunidad, se ha entregado al Opus cotidiano. Está más preocupado por el discurso de la bragueta.

cristina-segui-030214-8

¿Qué piensas de la izquierda española, y en particular del PSOE y Podemos? ¿Crees que puede haber un Partido Socialista con sentido nacional y que respete las normas básicas de la democracia liberal?

—El PSOE es una enfermedad extractiva nacional. Los alcaldes del PSC han amenazado a hoteles en Pineda del Mar con cerrarles las puertas si no expulsaban a los policías y guardia civiles de sus instalaciones durante el 1-O. EL PSOE ha votado por rebautizar plazas catalanas con el 1-O. Más recientemente ha votado en contra de retirar la placa que colocó el sindicato ilegal de manteros ilegales en Lavapiés para achacar “racismo institucional” al Estado español por la muerte por infarto del senegalés que fue atendido, escrupulosamente, por la policía. El PSOE ha acabado con el derecho a elegir el centro educativo y la lengua en la que deben estudiar nuestros hijos. Podemos es sólo su engendro bolivariano, pero no más bolivariano que Zapatero y la equidistancia de Sánchez y Borrell.

«Podemos es sólo su engendro bolivariano (del PSOE), pero no más bolivariano que Zapatero y la equidistancia de Sánchez y Borrell.»

Síguenos en Twitter—¿Cómo ves la evolución de Ciudadanos? ¿Qué posición crees que aspira a ocupar en el futuro político español?

Insuperable en su involución voluntaria. Ahora es el Ciudadanos de Corbacho, el Ministro de Trabajo de los más de 5 millones de parados de Zapatero. Ciudadanos perdió mi respeto el día en que practicó contra VOX la misma estrategia que contra ellos habían practicado Podemos, las CUP, ERC, e incluso el PSOE, con el que pactó: la práctica totalitaria del señalamiento para el linchamiento público. Tildar a los de Abascal de fascistas y anticonstitucionales no era distinto a las pintadas que los separatistas y “antifas” hacían en la puerta metálica de los padres de Albert Rivera, o de la bala en la frente que las CUP pintaron en la cara de Rivera.

«(Ciudadanos es…) Insuperable en su involución voluntaria. Ahora es el Ciudadanos de Corbacho, el Ministro de Trabajo de los más de 5 millones de parados de Zapatero.»

—¿Es Vox un partido de extrema derecha? ¿Cuáles crees que son sus perspectivas en las próximas elecciones?

VOX se ha convertido en el partido de la gente harta de que la insulten los partidos y los medios de comunicación por su sentimiento patriótico. Lo de “ultraderecha” es el chantaje que antes estigmatizaba y que, ahora, se ha convertido en una medalla a los que han resistido ese clima insoportable. VOX deberá demostrar, desde el minuto uno, que merece esa confianza. Desde el primer día que pisen en Congreso de los Diputados y los parlamentos autonómicos.

Síguenos en Facebook—¿Qué piensas del liderazgo de Pablo Casado en el PP? ¿Crees que este PP es diferente al de Rajoy?

—Pablo Casado está planteando un proyecto más moderno que el anterior, con un discurso migratorio responsable, y está hablando claramente de ilegalizar a las formaciones que legitiman la violencia con la Ley de Partidos en la mano, al contrario que algunos dirigentes de Vox, que ya hablan únicamente de restringir, cuando antes aseguraban que la única forma de acabar con el totalitarismo separatista era ilegalizar esos partidos, veremos. Sea como sea, Casado aún debe soltar lastre sorayista.

«Lo de “ultraderecha” es el chantaje que antes estigmatizaba y que, ahora, se ha convertido en una medalla a los que han resistido ese clima insoportable.

¿Podemos? - Asís Tímermans

Si me permites una pregunta muy personal: ¿qué te gustaría que tu hijo pensara de mayor sobre la dimensión pública de su madre? ¿Y cómo te imaginas el mundo que él y tú viviréis dentro de treinta o cuarenta años?

Mi objetivo en la vida es que él se sienta orgulloso de mí. Mi objetivo es acabar con las leyes de género que le convierten en un ciudadano de segunda para que sea libre. Mi objetivo es que siempre se sienta orgulloso de ser español y entienda que la defensa de la patria no es un elemento exótico-retórico, sino un elemento fundamental que forja el espíritu y otorga una fuerza inquebrantable para todo lo que se proponga. Para que contribuya a un futuro a salvo de la mediocridad política.

Nota final: Conocí a Cristina Seguí hace años en esa concentración en la Plaza de Colón de la que habla. Solo crucé unas corteses palabras de saludo. Ella estaba con una amiga que, sin venir a cuento, me dijo: “Cristina es más bonita por dentro que por fuera”. Supuse que lo decía para contrarrestar la supuesta imagen de “chica bandera”. Hoy sé perfectamente por qué me lo dijo.

Asís Tímermans-Firma

@AsisTimermans

A MagazineFranja Patrocinio Patreon & Paypal

Ataraxia Magazine es un digital de lectura gratuito en Internet. Publicamos a lo largo del mes más de una treintena de extensos artículos y columnas de política, sociedad y cultura, fruto del esfuerzo y dedicación de un equipo de más de quince periodistas, escritores, juristas, abogados, economistas y expertos en todo tipo de materias. Cada número supone no menos de 400 horas de trabajo colectivo. Garantizar la continuidad de una iniciativa de estas características sin financiación es imposible. Si te gusta nuestra publicación te pedimos que contribuyas, en la medida de tus posibilidades, a su continuidad; o bien patrocinándola mediante una mínima cuota mensual de 5 dólares (4,45€) a través de PATREON (hallarás el enlace tras estas líneas) o bien aportando mínimas cantidades, a partir de 1€, mediante un micropago utilizando PAYPAL (enlace tras estas líneas). GRACIAS por tu ayuda. Deseamos poder seguir brindando a nuestros lectores textos y contenidos de calidad de forma abierta y accesible a todos.

PATROCINA ATARAXIAMAGAZINE CON UNA CUOTA DE 5$ (4,44€)

anuncio Ataraxia-Patreon

PATROCINA ATARAXIAMAGAZINE CON UNA MICRO DONACIÓN (2€)

Micro donación puntual mediante tu cuenta de Paypal

Mediante Paypal, y sin compromiso de continuidad mensual por tu parte, puedes aportar 2 €, a fin de garantizar la permanencia y viabilidad de tu revista en Internet. Muchas gracias.

€2,00


email de contacto: ataraxiamagazine@gmail.com

Patrocina AtaraxiaMagazine: https://www.patreon.com/ataraxiamagazine 

Síguenos en Twitter: https://twitter.com/ataraxiamag

Síguenos en Facebook:

Publicidad Ataraxia magazine


foto-ataraxia.jpg

Asís Tímermans

Asís Tímermans (Madrid, 1966) estudió Derecho en la Universidad Complutense y Asesoría Jurídica de Empresas en el Instituto de Empresa, y ejerció la abogacía. Desde hace años, compagina su trabajo con el conocimiento y divulgación de temas económicos y el periodismo, expresando sus opiniones y análisis políticos y económicos en medios como Radio Intercontinental, City FM, Veo 7, Libre Mercado, EsRadio, Libertad Digital, 13TV e Intereconomía.

Es autor del libro ¿Podemos? (2014), temprana investigación y análisis sobre el origen del partido de extrema izquierda y su cúpula dirigente. Colabora en la actualidad con el programa Sin Complejos, de Es Radio, y El Gato al Agua, de Intereconomía.

Lee y escucha mucho para poder hablar y escribir con algún fundamento sobre política y economía. Su cuenta de Twitter es @AsisTimermans


Imagen de cierre de artículos

Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Reblogueó esto en Mereces saberloy comentado:
    «El feminismo es un arma totalitaria de chantaje y coacción a la mitad de la población, y mi primer compromiso vital es proteger a mi hijo varón de esas maltratadoras y mercantilistas de la desgracia ajena.»

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s